La Madrugá, en el puente de Triana

Tras los pasos de los culpables de las avalanchas en la Madrugá sevillana

Reyes González

La Madrugá sevillana volvió, una vez más, a verse empañada por carreras, avalanchas y estampidas. Un total de ocho personas fueron detenidas acusadas de delitos por desorden público, cinco han quedado en libertad con cargos y las otras tres en prisión preventiva. Los detenidos tenían edades comprendidas entre los 47 y los 19 años de edad.  100 personas se vieron afectadas por las avalanchas y se registraron 17 ingresos hospitalarios.

La juez de Instrucción número 5 de Sevilla ha abierto dos procedimientos judiciales tras los incidentes. Uno ya estaría cerrado, y según Europa Press, se trata del correspondiente al ciudadano senegalés, que ha sido condenado a pagar 480 euros por un delito contra los sentimientos religiosos del artículo 523 del Código Penal. El otro sigue abierto y en él quedan incluidos los otros siete detenidos.

Sevilla volvió a sufrir una tragedia en la que sin duda es una de las noches más bonitas del año para sus habitantes y turistas. Tras unas jornadas con buenas temperaturas que habían permitido efectuar estación de penitencia a todas las hermandades hispalenses, en la noche del jueves al viernes, era el turno de la madrugá. El Silencio, el Gran Poder, el Calvario, la Esperanza de Triana, los Gitanos y la Esperanza Macarena ponían sus pasos en la calle en dirección a la Catedral.

Si bien es cierto que ya en años anteriores se habían vivido episodios parecidos, aquel famoso año 2000 o el propio 2015, ésta ha sido sin duda la que más secuelas ha dejado. Por primera vez hay detenidos, lo que además propició la actuación transparente del gobierno de la ciudad junto al CECOP (Centro de Coordinación Operativa), quienes informaron de lo sucedido tan sólo horas después.

Últimas novedades

Imagen oficiales de la reunión, vía Twitter oficial del Consejo

Imagen oficiales de la reunión, vía Twitter oficial del Consejo

En la tarde del lunes, el alcalde de la ciudad, Juan Espadas, tuvo una reunión con los hermanos mayores de las hermandades que se vieron afectadas y el Consejo. Además estuvo acompañado del Consejo General de Hermandades y Cofradías, presidido por Joaquín Sainz de la Maza. Durante la tarde del lunes, Juan Espadas ha querido destacar que se trataba de una reunión para: “una puesta en común para hacer una valoración, sobre todo, de la situación, y sobre todo de las medidas a poner encima de la mesa de cara al dispositivo del 2018”. Han querido dejar claro que en este caso se actuará con la mayor transparencia posible para que la ciudadanía sepa lo que ha ocurrido, en palabras del alcalde: “No queremos que ocurra como en el año 2000”. También ha querido hablar a la salida de la reunión, el Presidente del Consejo, Joaquín Saínz de la Maza: “El compromiso es trabajar todos en conjunto para tener un plan para el año 2018 antes a ser posible de este verano”.

Las últimas informaciones concretan que ahora la Policía estaría manejando un vídeo que mostraría el origen de una de la avalancha que se produjo en la Plaza del Triunfo mientras pasaba el Gran Poder. Las imágenes fueron grabadas por Ondaluz.  Según el diario ABC: “Las hermandades de la Madrugada están elaborando informes sobre cómo vivieron los hechos, ya que sus nazarenos podrían ser testigos clave en la investigación.”

La Policía Nacional es quien debe ocuparse ahora del caso. Una vez que esté concluida, será la Delegación del Gobierno quien aporte los datos al Ayuntamiento de Sevilla. “La investigación necesita todavía unos días más para concluirse”- ha señalado Juan Espadas a la prensa a las puertas de la reunión. En la noche del lunes, se ha podido saber que el origen de las avalanchas estaría en una pelea en la calle Arfe que podría haber sido aprovechada para formar tumultos.

Además, según Europa Press, el ciudadano senegalés ha sido condenado a pagar 480 euros por un delito contra los sentimientos religiosos del artículo 523 del Código Penal. Mientras tanto, otros tres sospechosos continúan en prisión provisional acusados de un delito de desorden público agravado.  El resto de detenidos quedaron en libertad con cargos, pero deben comparecer de forma periódica en el Juzgado ya que también han sido acusados de un delito de desorden público.

Ocho avalanchas simultáneas

Pero ya a las  03:30h se produce la primera detención. Un ciudadano senegalés con antecedentes y en estado ebrio era detenido por la Policía en Reyes Católicos según el Diario de Sevilla. Según los testigos había gritado: “Alá es grande”.  Las carreras comienzas alrededor de las 04:00h. Todas las cofradías ya se encontraban en la calle.  Ocho avalanchas se producen a la vez: en la calle Arfe se encontraba el Gran Poder, en la calle Cuna el Silencio, los Gitanos en la Encarnación, en la calle Murillo el Calvario, en la calle Sierpes la Macarena y en Reyes Católicos la Esperanza de Triana.

Los gritos y las carreras comienzan a expandirse por otras calles del centro de la ciudad. Llegan a la Carrera Oficial, donde se encuentran colocadas las sillas. La gente escucha gritos. En la Avenida de la Constitución, la gente comienza a correr en dirección Puerta Jerez. Se oyen gritos y fuertes pisadas.  Agentes de Policía Local tratan de calmar a quienes llegan hasta la fuente corriendo y llorando: “No pasa nada” – repiten una y otra vez. Mientras tanto, la gente comienza a comentar que se retiran a  casa. No quieren otro año 2000. Una persona que se encontraba en las sillas junto a la Avenida de la Constitución nos explica al Observatorio de Seguridad y Defensa que la gente empezó a correr y a gritar, “y los nazarenos tirando para atrás corriendo”- comenta. Otro testigo lamenta la situación: “No nos ha cogido la avalancha. Íbamos en dirección a la Plaza del Triunfo cuando escuchamos gritos. La gente comenzó a correr hacia Puerta Jerez. La Policía estaba allí y pedía calma. No nos planteamos meternos en el centro. Era una pena, pero nos volvimos a casa”- cuenta un joven.

Imagen del Tuit

Así lo informaba vía Twitter

Tras el tumulto, la banda que abre paso al cortejo de la Esperanza de Triana junto a la Cruz de Guía tiene que abandonar la estación de penitencia.

En las redes sociales, @EmergenciasSev trata de calmar al público: “TODO NORMALIZADO en  #SSantadeSevilla2017.” Lo repiten en varios tuits. Un testigo que se encontraba en Reyes Católicos fue lastimado durante una de las avalanchas: Estoy bien, un poco dolorido pero poca cosa”. Otra persona nos cuenta: “tire el bolso y eché a correr gritando, cuando creí que lo había perdido todo, una señora se acercó y me lo devolvió, no podía creer lo que estaba pasando”.  Un nazareno del Calvario afirma al Observatorio:”En los últimos años he vivido estas estampidas. Sinceramente, ya estoy acostumbrado. Al ver a la gente correr, pensé que era como otros años, sin importancia. Después de ver lo que emitieron los medios de comunicación, me di cuenta de que esta vez había sido mucho más grave”.

La policía intenta calmar a los más afectados. Piden que se continúe tranquilamente con la noche. Y así, la confusión transcurre, y a las 04:40h, son detenidas por desorden público otras tres personas en los alrededores de la calle Arjona. Llevaban objetos metálicos para hacer ruido mientras desataban las carreras. La propia policía mostró una fotografía al día siguiente de estos objetos: son los cuerpos de las sillitas que se usan para descansar mientras los nazarenos pasan. Otras cuatro son detenidas, dos en Argote de Molina por gritos tras las carreras y otras dos en el Salvador, alrededor de las 06h de la mañana. Tres eran delincuentes comunes, uno incluso acumulaba 36 detenciones.

Un total de 100 personas se vieron afectadas por las avalanchas. Para su atención, fueron movilizados tres equipos del 061 y la unidad de soporte vital del mismo, junto a las cinco ambulancias de la RTU y una unidad medicalizada de la Cruz Roja además de cuatro ambulancias básicas. La mayoría de los atendidos presentaban crisis de ansiedad y traumatismos. 17 personas tuvieron que ser ingresadas en centros hospitalarios, dos de ellas con carácter grave: por un lado, un señor con  70 años que cayó al suelo mientras se encontraba en su silla de Carrera Oficial y sufrió un traumatismo cráneo encefálico.  Pasó toda la tarde del viernes en observación. Por otro, un nazareno de 35 años que sufrió una rotura de cadera.  Un nazareno del Gran Poder murió tras abandonar la estación de penitencia por un infarto, sin embargo, se descarta que estuviera causado por los tumultos, ya que el hombre se encontraba mal al salir de casa.

Imagen de la Policía

Imagen de la Policía

Finalmente, todas las hermandades completaron su estación de penitencia en el horario establecido, incluso con minutos de adelanto. No obstante, se ha podido saber que en un momento de la noche, el Hermano mayor de la hermandad de los Gitanos, Pepe Moreno, planteó cancelar la estación de penitencia y llamó al Consejo, quien le aseguró que desde el CECOP le habían informado de que solo se eran carreras y no había peligro, como así se afirma desde el diario ABC. La propia hermandad ha confirmado esta información: “ante las informaciones surgidas en torno a las posibles reacciones de nuestra Hermandad a los actos que se estaban produciendo, la Hermandad de Los Gitanos quiere matizar que en efecto se recabó información ante el Consejo, pero con el solo fin de poder calibrar correctamente la situación que se estaba produciendo en la ciudad ya que los rumores que hasta esta Junta llegaban y la falta de información certera no permitían un conocimiento cierto de la situación”- ha destacado en un comunicado público a través de su página web.  La situación con esta hermandad fue una de las más críticas, incluso la Casa de Alba abrió sus puertas para que la gente se cobijase ante los tumultos.  Sin embargo, muchos de sus nazarenos no lograron realizarla completa.

“Estaba con mi padre en Reyes Católicos viendo el Misterio de la Esperanza de Triana cuando mi madre llamó a mi padre y le dijo que en las sillas de la Avenida había habido una estampida y estaban muy asustados. Tal y como colgó mi padre el teléfono, empezó la estampida en Reyes Católicos y nos fuimos a los palcos para estar con mi madre y mi hermano. De camino a los palcos íbamos diciéndole a la gente que estuvieran tranquilos, que no pasaba nada. Cuando llegamos a los palcos de la plaza de San Francisco todo el mundo estaba muy nervioso. Al cabo de un rato, cuando el paso del Misterio de la Macarena acaba de hacer su entrada en la plaza, hubo otra estampida que venía del Salvador. A partir de ese momento se sucedieron tres o cuatro estampidas más que a veces venían de la Avenida y otras de la zona de Cuna y el Salvador. Finalmente, cuando terminó de pasar el Calvario por los palcos y antes de que llegase la Esperanza de Triana, pasó por el cruce del Banco de España la Policía local con un detenido. Los palcos se volvieron a alterar gritándole barbaridades. Tanto en la Avenida como en los palcos, el método que se utilizó para tranquilizar a la gente y luchar contra el pánico generalizado fueron los aplausos. La gente estaba todo el rato aplaudiendo.”

A.V.R.

“Gamberrismo”

A las 17:30h del día siguiente, el Ayuntamiento convocó una rueda de prensa para explicar lo acontecido. En ella, se informó de que el ciudadano senegalés que había sido detenido minutos antes de los tumultos, había sido puesto en libertad con cargos. Los otros siete habían pasado a disposición judicial.

“Se trata de hechos aislados de gamberrismo y vandalismo sin aparente conexión”- se afirma desde el Ayuntamiento y se explica que las primeras investigaciones apuntan a que las carreras se produjeron en el eje Postigo/Reyes Católicos/ Julio César, provocando un efecto dominó que extendió el miedo por el centro de la ciudad. Juan Carlos Cabrera, Delegado de Seguridad del Ayuntamiento quiso destacar que: “Se inició con en una primera pelea, con la intención de efectuar carreras para que cundiera la histeria”. Y quisieron dejar claro, tanto él, como el subdelegado del Gobierno en Sevilla, Ricardo Gil-Toresano que: “ni tienen que ver con islamistas ni con ningún otro grupo conocido”.  Los datos hasta ahora no son certeros. La única pista de complot que sigue la policía estaría relacionada con el derecho a no declarar de tres de los detenidos, que además de haber golpeado con barras de hierro contenedores al grito de “así suenan las bombas de ETA”, acumulaban hurtos y robos.

Por su parte, el mismo día, la Comunidad Mezquita Ishbilia  quiso condenar el ataque mediante un comunicado de prensa: “no se pueden consentir acción alguna contra ningún colectivo y menos aún que se combata a la Iglesia católica utilizando nombres o frases para confundir y hacer recaer la responsabilidad en otros (…) No estamos en ninguna guerra de religión (…) las religiones no existen para hacerse la guerra”. – han dejado claro.

Cambios en la madrugá

El Consejo de Cofradías también se ha pronunciado al respecto. Asegura que ha llegado el momento de tomar decisiones que lleven consigo una serie de cambios en la Madrugá sevillana. La mayoría de los hermanos mayores se han pronunciado sobre lo acontecido. El hermano mayor de la Hermandad de la Esperanza de Triana,  Alfonso de Julios-Campuzano,  lamentó lo ocurrido a través de una carta en la web de la hermandad: “Ante los lamentables hechos acaecidos en nuestra Estación de Penitencia la pasada Madrugada, para poner en peligro la integridad y seguridad de nuestro cortejo y de sus componentes y sembrar confusión y pánico entre los miembros de nuestra cofradía y el público, la Hermandad de la Esperanza de Triana desea expresar su más enérgica repulsa al vandalismo de quienes han querido herir a nuestra Hermandad en su más profunda esencia, el culto externo, tratando de impedir la culminación de nuestra Estación de Penitencia.”. Y quiso destacar que ahora la mirada está en una mejora para el año que viene: “Nuestra Hermandad hoy se siente más Hermandad, más auténtica, más viva y más comprometida”. Por su parte, el Calvario, también quiso expresar su opinión sobre los hechos: “La Hermandad del Calvario lamenta los hechos acaecidos en la pasada Madrugada, que han intentado alterar nuestras estaciones de penitencia y nuestra manifestación externa de culto y devoción hacia nuestros Titulares”.

La Hermandad del Gran Poder agradeció a sus hermanos el esfuerzo realizado para completar la estación de penitencia vía Twitter:

La Hermandad del Gran Poder agradeció a sus hermanos el esfuerzo realizado para completar la estación de penitencia vía Twitter

La hermandad de la Macarena, de la mano de su Hermano Mayor, Manuel García, también ha querido dejar constancia de lo ocurrido. En su web oficial, expresaron su “repulsa e indignación” ante lo ocurrido, sumándose así al resto de hermandades. Felicitó a sus hermanos por la actuación ante la situación: “los Hermanos de la Macarena sois un ejemplo público de Fe (…) un claro ejemplo de Esperanza, manteniendo la calma en vuestro tramo acompañando a Nuestros Sagrados Titulares”.  Y no se olvidó del reconocimiento a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado y Policía Local: “por su incansable trabajo y dedicación (…) manteniendo protegidos al cortejo y a cuantos fieles deseaban acercarse”. Asimismo, quiso mandar un mensaje a las demás cofradías: “Todas juntas debemos permanecer unidas y dar Testimonio de respeto y tolerancia por los ataques y la violencia”.

El Silencio también se unió a este afecto demostrado a las demás, ya que “por segunda vez en tres años” según una carta de agradecimiento del Hermano Mayor, Eduardo del Rey, se habían visto afectados en su  regreso al templo.  Quiso destacar que “el orden y la compostura acordes con nuestra identidad y carácter” fueron mantenidos en todo momento y  a pesar de todo. “No salimos para pasar miedo” ha querido destacar quien también tuvo palabras de agradecimiento para los que velaron por la seguridad de todos en la noche.

La Junta de gobierno de la Hermandad de los Gitanos se unió a este mensaje con  estas palabras: “queremos mostrar nuestro público agradecimiento a los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado y Policía Local, a los que reconocemos su absoluta implicación y su titánico trabajo en aras de que todo se desarrollará de la mejor forma posible”. Mostraron su repulsa mostrando su solidaridad hacia las demás e incitándolas a trabajar juntas: “quisiéramos mostrar desde estas líneas nuestra solidaridad en la certeza de que todas juntas, con el Consejo General de Hermandades y Cofradías de Sevilla y las autoridades de la ciudad, sabremos buscar la solución a los problemas que la sociedad de hoy día nos está planteando”.

Los cambios en horarios e itinerarios podrían resultar inminentes. Además, se ha habla también de un protocolo de seguimiento para todas las hermandades en caso de peligro. Así ocurrió por ejemplo con una de las avalanchas que pilló a la hermandad del Silencio, en vez de echar a correr, sus nazarenos se pegaron a la pared. El dispositivo para 2018 se prevé que esté listo antes del verano.

Ellos no fueron ¿Pero quién sí?

El fin de semana ha transcurrido con normalidad en la ciudad hispalense. Los medios de comunicación locales narraron como los heridos iban saliendo del hospital durante la tarde del  el viernes. Ese mismo día, dos diarios lanzaron fotografías de dos jóvenes, de 17 y 18 años de edad,  que presuntamente habían alardeado en las redes sociales como iniciadores de las avalanchas. Sin embargo, la Policía ha confirmado que ni siquiera fueron detenidos. Debido a los mensajes que habían colgado en las redes sociales habían sido confundidos. Según la televisión pública andaluza, los comentarios en las redes fueron malinterpretados. Esta confusión ha generado amenazas tanto para ellos como para sus familias, por lo que han denunciado los hechos en una comisaría de Utrera, una localidad sevillana, e incluso han contratado los servicios de empresas de seguridad en las redes.

Ahora la pregunta que se plantea es: ¿Quiénes fueron los verdaderos autores de las avalanchas? Hasta el momento la Policía solo ha determinado que están siendo investigados, por si se encontrasen pistas que confirmasen que eran acciones organizadas.  Hasta el momento, la confabulación ha quedado descartada. Desde @EmergenciasSev se ha afirmado que “cualquier confabulación en los incidentes de la Madrugá” ha sido descartada.Tras una pelea en la calle Arfe, se habría aprovechado la ocasión  para formar tumultos durante toda la noche. Posteriormente se habría producido una situación de pánico colectivo que habría llevado al desarrollo de las “carreritas” en los diferentes puntos del centro de la ciudad.

El miedo no debe acabar con las procesiones de Semana Santa, con la tradición centenaria de la ciudad. Muchos han sido los ciudadanos que han querido dejar claro este mensaje a través de las redes sociales, este es sólo un ejemplo de los más compartidos:

<<¿Por qué corres sevillano? Si tienes al Gran Poder cargando con tus pecados.

¿Por qué corres sevillano? si tienes a la Esperanza cubriéndote con su manto.

¿Por qué corres, dímelo? Si tres veces cayó Jesús y tres veces lo levantaron.

¿Por qué gritas? di ¿Qué temes?

¿Por qué corres sevillano? Si en esta noche el Silencio tan solo puede salvarnos.

Madrugada de judas de fariseos y Pilatos, no corras tú también, no lo dejes solo ante el Calvario, que están los corazones rotos y miles de almas temblando, que la música no pare, que nada detenga tus pasos, que ha de morir en la cruz el más bueno de los Gitanos.

Que no puedan, que no venzan, que nadie pueda callaros, que está pasión es amor, Amor de Dios soberano y Sevilla es cirineo que caminara a su lado
pues por los siglos de los siglos ella nunca “lo ha dejado” >>

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario