Imagen de archivo

Se pone a prueba la ciberseguridad de la OTAN en Estonia

Reyes González

800 personas en 25 países participan en esta iniciativa que coordina la OTAN desde Estonia y que finalizará el próximo viernes 28 de abril.

La iniciativa corre a cargo del Centro de Exelencia de la OTAN para la ciberdefensa Cooperativa (CCDCOE). Su sede se encuentra en Tallín, capital de Estonia.  Durante el ejercicio, que comenzó el pasado martes 24 de abril y finalizará el viernes 28, se emplearán tecnologías, métodos de ataque y redes realistas de última generación que exijan a los participantes la resolución y gestión de sucesos ante estos ataques así como una respuesta tanto a comunicaciones legales y/o estratégicas en diferentes escenarios.

Una base militar aérea en un país ficticio será objeto de acciones contra su sistema eléctrico, drones y sistemas de comunicación más importantes. Los diferentes equipos que participan desde sus países respectivos deberán defenderse de estos ataques.  Junto al Mando Europeo del ejército norteamericano , colaboran Reino Unido, Suecia, Estonia y Finlandia. Empresas privadas como Siemens, Iptron o BHC Laboratory, entre otras, también colaboraran en el desarrollo del ejercicio.

Locked Shields que español puede traducirse como escudos trabados,  tiene como objetivo el entrenamiento de expertos en ciberseguridad en el ámbito nacional, según ha explicado a en un comunicado el CCDCOE.  Desde el año 2010, se celebra anualmente una simulación en tiempo real que pretende capacitar a los expertos en seguridad para proteger los sistemas nacionales en caso de ciberataque. En este 2017, más de 2500 ataques podrán ser posibles así como otros 3000 sistemas virtualizados, además, la red es más amplia que en los años anteriores.  Se trata del mayor ejercicio de ciberseguridad de la OTAN en materia militar.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario